Michigan AG acusa a los participantes en la conspiración de fraude electoral de 2020



CNN

Dieciséis votantes fraudulentos que firmaron falsamente declaraciones juradas afirmando que el presidente Donald Trump ganó las elecciones de 2020 en Michigan han sido acusados ​​de múltiples delitos, anunció el martes la fiscal general del estado, Dana Nessel.

Esta es la primera vez que se acusa a un votante falso de un delito relacionado con el esquema, del que se han producido versiones en varios estados.

Las 16 personas fueron acusadas de ocho cargos cada una: dos cargos de fraude, un cargo de conspiración para cometer fraude, un cargo de dos cargos de fraude a la ley electoral, un cargo de conspiración para cometer fraude a la ley electoral, un cargo de publicación de un registro falso y un cargo de conspiración para publicar un registro falso.

El panel de votantes simulados de Michigan incluyó a funcionarios republicanos actuales y anteriores, un miembro del Comité Nacional Republicano, un alcalde en ejercicio, un miembro de la junta escolar y partidarios de Trump que fueron demandantes en una demanda frívola que busca anular los resultados de 2020.

“Este plan, que rechaza la voluntad de los votantes y socava la democracia, es fraudulento y legalmente infundado”, dijo Nessel en un video difundido el martes.

Nessel, demócrata, primero remitió el asunto a los fiscales federales del Departamento de Justicia. Pero reabrió la investigación del estado en enero. El abogado especial del Departamento de Justicia, Jack Smith, también está investigando activamente la conspiración de fraude electoral, y algunos de los estafadores electorales han testificado ante su gran jurado.

CNN se ha comunicado con los acusados ​​para hacer comentarios.

READ  Guerra Israel-Hamás: Corte Mundial comienza el juicio del caso de Nicaragua contra Alemania

Michigan Fue uno de los siete estados de campo de batalla. La campaña de Trump presentó a los «electores falsos» como parte de su plan para socavar el proceso del Colegio Electoral e interrumpir la certificación del Congreso de los resultados de las elecciones de 2020 el 6 de enero de 2021.

16 falsos electores republicanos de Michigan se reunieron en Lansing el 14 de diciembre de 2020 y firmaron certificados falsos que afirmaban que Trump había ganado el estado y que eran votantes válidos. Según los videos de la conversación que tuvo lugar mientras un grupo real de votantes demócratas se reunía dentro del edificio, la policía los rechazó cuando intentaban ingresar a la casa estatal para entregar documentos. El presidente Joe Biden derrotó a Trump por 154.000 votos en las elecciones de 2020.

A los ojos de la campaña de Trump, estos son votantes «alternativos» que de alguna manera pueden haber reemplazado al electorado de Biden cuando el Congreso contó los votos electorales el 6 de enero de 2021. Sin embargo, una amplia gama de expertos legales, incluidos muchos en la Casa Blanca de Trump y la campaña de Trump, consideraron el plan inconstitucional e ilegal.

Los acusados ​​son el ex copresidente del Partido Republicano de Michigan, Meshawn Maddock; la actual vicepresidenta del Partido Republicano de Michigan, Marion Sheridan; la miembro del Comité RNC Cathy Berton; Wyoming, Michigan, el alcalde Kent Vanderwood; el secretario del municipio de Shelby, Stanley Grote; Amy Facinello, miembro de la junta escolar de Grand Blanc; los funcionarios republicanos locales Rose Rook y Marie-Ann Henry; los demandantes pro-Trump John Haggart y Timothy King; derrotó a los candidatos republicanos Clifford Frost y Michele Lundgren; así como Hank Choate, James Renner, Mera Rodríguez y Ken Thompson.

READ  3 policías de San Antonio acusados ​​de asesinato tras tiroteo fatal

CNN informó anteriormente que los funcionarios de la campaña de Trump, encabezados por el abogado del expresidente Rudy Giuliani, supervisaron los esfuerzos para introducir votantes falsos en siete estados clave, incluido Michigan.

Una grabación de audio obtenida por CNN a principios del año pasado mostró a uno de los ahora acusados ​​votantes fraudulentos de Michigan alardeando de que la campaña de Trump orquestó toda la operación.

“Luchamos para sentarnos en las urnas. La campaña de Trump nos pidió que hiciéramos eso”, dijo Mayshawn Maddock, copresidente del Partido Republicano de Michigan, en un evento público organizado por el grupo conservador Stand Up Michigan en ese momento.

Un comité de la Cámara de Representantes el 6 de enero reveló evidencia de que Trump estaba al tanto del plan y que habló directamente con la presidenta de la RNC, Rona McDaniel, de Michigan. Testificó que Trump y sus aliados le dijeron que el plan de los votantes era importante, y el RNC luego ayudó a la campaña de Trump a reunir listas de votantes republicanos.

Investigadores federales de la Oficina del Asesor Especial han interrogado a testigos clave en su investigación separada sobre el papel de los altos funcionarios de Trump en el esquema de fraude electoral, informó CNN.

En un video publicado el martes que acompaña a la acusación, Nessel respondió una vez más a las acusaciones de que las elecciones presidenciales de 2020 fueron manipuladas y dijo que las elecciones en su estado fueron «prácticamente las mismas que todas las elecciones presidenciales modernas anteriores».

«Es posible que estos acusados ​​se hayan basado en mitos desacreditados durante mucho tiempo sobre el fraude electoral o el desperdicio de boletas», dijo Nessel. “Es posible que se sintieran obligados a seguir el llamado a la acción de un presidente en el que creían. Es posible que creyeran genuinamente que era su deber patriótico.

READ  Elección de Nigeria 2023: primeros resultados esperados

Continuó: «Pero ninguna de esas razones o sentimientos proporciona una justificación legal para anular la ley y defender nuestra Constitución y los valores tradicionales de nuestra nación de gobierno representativo, autodeterminación y gobierno del pueblo».

Nessel dijo que su oficina continuaría investigando los esfuerzos para alterar las elecciones de 2020 y “no ha descartado posibles cargos contra otros acusados”. También se adelantó a los ataques que seguramente provendrán de los aliados de Trump, quienes pueden decir que las acusaciones tienen motivaciones políticas.

“Habrá quienes digan que estas acusaciones son de naturaleza política. “Pero cuando los cargos son tan altos en tantos delitos, lo más político que puedo hacer como fiscal es no hacer nada”, dijo Nessel.

La principal funcionaria electoral de Michigan, la secretaria de Estado Jocelyn Benson, elogió los cargos el martes y le dijo a Anderson Cooper de CNN en «AC360» que eran una «declaración fuerte y audaz» basada en «hechos y leyes».

Benson continuó, mirando hacia las elecciones de 2024.

Esta historia ha sido actualizada con informes adicionales.

Corrección: esta historia se ha actualizado con la ortografía correcta del nombre de la votante falsa Marie-Anne Henry.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *